La Fundación Bertelsmann y el centro concertado SAFA de San Luís de El Puerto de Santa María han anunciado hoy la incorporación de éste último a su proyecto piloto de Orientación Profesional Coordinada. Se trata del primer centro escolar de la provincia de Cádiz en adherirse a la iniciativa de mejora de la transición de los centros de enseñanza al mundo laboral que, en Andalucía, contará con la colaboración de 10 centros escolares.

 Andalucía es uno de los ámbitos prioritarios de actuación de la Fundación Bertelsmann, que ha escogido a esta comunidad, junto a Madrid y Cataluña, como los territorios donde desarrollará los tres proyectos que configuran su iniciativa "Por el empleo juvenil". Los tres vértices que componen el proyecto global de la Fundación son la construcción de un sistema de Orientación Profesional Coordinada de calidad, la creación de una Alianza para la Formación Profesional Dual y el desarrollo de tutores de empresa. El objetivo principal es contribuir a un cambio social decisivo que dote a los jóvenes de más oportunidades de empleo y, en consecuencia, reducir la alta cifra de paro juvenil de España.

En el ámbito de la Orientación Profesional Coordinada, la Fundación quiere contribuir a la construcción de un sistema de calidad que ayude a los centros de enseñanza, de Secundaria, Bachillerato y Formación Profesional, a diseñar y aplicar un plan global propio de orientación profesional, amplio y sistemático, basado en un sistema de gestión de calidad. La Fundación Bertelsmann ofrece a los centros acceso gratuito a una metodología, recopilada en la Guía de la Orientación Profesional Coordinada, y formación a un grupo promotor de cada escuela en esta metodología. Además, la fundación cuenta con dos facilitadores en cada comunidad - que estarán presentes periódicamenteen cada centro para reuniones de coordinación, formación a docentes y preparación de actividades. Otro de los puntos destacados del proyecto es la asignación de dos voluntarios colaboradores de la Fundación SECOT (Seniors Españoles para la Cooperación Técnica) que apoyarán la organización de actividades de Orientación Profesional en cada uno de los centros.

Una buena orientación profesional es una herramienta clave para guiar correctamente a los jóvenes en el mundo laboral. En este sentido, la Fundación Bertelsmann hace hincapié en construir un sistema de calidad que ponga en valor tanto las cualidades, el talento y las competencias de cada alumno como las necesidades concretas del mercado laboral para asegurar el éxito del joven. Para conseguir que los alumnos dispongan de información adecuada y suficiente es imprescindible que la orientación se haga de manera coordinada con todos los actores relevantes de su entorno.